RADIO DEL COFRADE

RADIO DEL COFRADE
100% ILICITANA

viernes, 21 de abril de 2017

Costaleros en buenas manos






Costaleros en buenas manos
Alumnos de Fisioterapia de la UMH tratan a los cofrades que cargan los tronos para paliar las dolencias que presentan tras las procesiones

José A. Mas 12.04.2017 | 12:24
Alumnos de Fisioterapia de la UMH tratan a los costaleros
Ver Galería
Costaleros en buenas manos
Una costalera recibiendo terapia ayer en el Punto de Atención Cofrade.
Una costalera recibiendo terapia ayer en el Punto de Atención Cofrade. matías segarra
Más fotosFotos de la noticia
Prevención. El 41% de los costaleros sufren lesiones después de la Semana Santa por no tratarse los problemas derivados del esfuerzo que realizan durante las procesiones. Los expertos en Fisioterapia de la UMH aconsejan prepararse antes de cargar los pasos y ponerse en manos de los profesionales después de realizar el esfuerzo.
Los costaleros se enfrentan en cada procesión al reto de llevar sobre sus hombros y espaldas una gran carga de peso. Un esfuerzo que en muchas ocasiones acaba en lesiones que si no se tratan pueden ir a más. En Elche se ha puesto en marcha por cuarto año consecutivo el programa Fisiocostal, impulsado por la Junta Mayor de Cofradías y el Vicerrectorado de Relaciones Institucionales de la Universidad Miguel Hernández (UMH). En él profesores y una treintena de alumnos de Fisioterapia ofrecen tratamiento gratuito a los costaleros antes y después de participar en las procesiones hasta el próximo Sábado Santo.

Los estudios realizados por la propia UMH indican que, después de las procesiones, el 41% de los costaleros sufren lesiones por pequeños esfuerzos que guardan relación con la labor que han realizado durante la Semana Santa. Además, el 18% de estos cofrades se lesiona durante los ensayos, y el 45% durante la procesiones. Dolencias que si no se curan pueden acabar generando mayores problemas. En Elche hay 1.500 costaleros, 1.000 hombres y 500 mujeres.

La directora de la Cátedra de Investigación de Fisioterapia de la Universidad Miguel Hernández, Dolça Fuentes, explica que «a los costaleros les ofrecemos prevención y tratamiento de lesiones asociadas al manejo de cargas elevadas».

La mayoría de las lesiones que presentan los costaleros son cervicales, seguidas de las que se registran en la zona lumbar y los hombros. La carga de los pasos también puede provocar problemas, aunque en menor medida, en las dorsales y los miembros inferiores de los costaleros.

Dolça Fuentes apunta que «los costaleros se exponen a un riesgo objetivo, pero también existe el subjetivo que está relacionado con las características de la persona, si llevan una vida sedentaria o son deportistas, o si son hombres o mujeres». La profesional apunta que «las mujeres tienen mayor fragilidad en la zona pélvica, que es un elemento de riesgo que se puede proteger con una buena técnica para levantar el paso».

En este sentido, los expertos aconsejan a los costaleros y costaleras levantarse flexionando las rodillas, manteniendo la espalda recta y tomar aire al mismo tiempo para que no se produzca un aumento de presión en la zona abdominal. Además, los pasos deben ser cortos, sin levantar el pie del suelo, y sin flexionarse.

Los elementos que no deben faltarle al costalero para protegerse son zapatillas con amortiguación y una faja para estabilizar la zona lumbar y abdominal. También resulta fundamental mantener una buena hidratación durante todo el recorrido de la procesión para evitar, apunta Dolça Fuentes, que «el cuerpo absorba el líquido de los cartílagos».

Para tratar las lesiones, los fisioterapeutas ofrecen técnicas de terapia manual que, como indican desde la UMH, «no es un simple masaje, sino una técnica mucho más sofisticada que no debe ofrecer cualquiera». En este sentido, apunta Dolça Fuentes, «queremos que el colectivo de costaleros sea conocedor del potencial que les oferta la fisioterapia».

En este sentido, ya existen cofradías en Elche que cuenta con un fisioterapeuta, como es el caso de la Hermandad de la Santa Cena, donde tienen varios fisioterapeutas entre sus costaleros que asesoran a sus compañeros y les ofrecen terapia manual cuando se considera oportuno. El presidente de la Santa Cena, Francisco Sánchez, explica que «ayudan a los compañeros que presentan problemas durante los ensayos o después de la procesión».

No obstante, todos los costaleros tienen abiertas las puertas del servicio que presta la UMH en el Punto de Atención Cofrade que está en el edificio de Mutua Maz, en la plaza del Congreso Eucarístico.

En primera persona
Una de las costaleras que pasó ayer por allí fue Tamara Ricart, que es una de las costaleras de María Santísima de la Salud. La ilicitana indicaba que «he venido para prepararme de cara a la procesión del Jueves Santo». Da la casualidad de que Tamara es fisioterapeuta y que el año pasado tuvo la oportunidad de colaborar por el programa Fisiocostal como alumna de la UMH. La joven incidió en que «aquí te enseñan técnicas de estiramientos para realizar antes de la procesión, así como pautas necesarias para evitar lesiones. Todos deberíamos pasar por este centro».



(NOTICIA Y FOTO PUBLICADA POR EL DIARIO INFORMACIÓN)


No hay comentarios:

Publicar un comentario